Jennifer Lawrence encarnará a la amante de Fidel Castro en una producción de Sony Pictures

La actriz estadounidense Jennifer Lawrence encarnará próximamente a Marita Lorenz en una producción filmográfica de Matt Tolmach que abordará la relación amorosa entre la espía alemana y Fidel Castro en 1959, según publicó el martes The Hollywood Reporter.
Lawrence, que recibió la semana pasada su cuarta nominación a los Oscar, fue escogida para el papel en Marita, una propuesta escrita por Eric Warren Singer, guionista de American Hustle.

Sony Pictures estará al frente del proyecto cinematográfico y Matt Tolmach y Andreu Rouleau serán los responsables de la producción, un drama romántico de espionaje, donde participarán la Katniss Everdeen de Los Juegos del Hambre y el actor Scott Mednick.
The Hollywood Reporter no especifica si Mednick interpretará a Fidel Castro o a otro de los personajes de la historia, o si solamente participa como productor.
Según el medio especializado Marita se centra en Lorenz y cómo conoció y empezó el romance con el líder de la revolución cubana en 1959, cuando tenía solo 19 años. La historia abarca el período de la relación y narra cómo la joven, después de dejar Cuba y unirse a sectores anticomunistas en Estados Unidos es reclutada por la CIA para una misión de asesinato.
En 1960 Marita Lorenz vuelve a Cuba para completar el trabajo asignado, pero según cuenta ella misma en sus memorias, no logra el cometido. En el filme en producción, las razones sucumben al amor.
El guionista Eric Warren Singer —señala The Hollywood Reporter— pasó meses desarrollando la historia, trabajando junto con Mednick y Rouleau, antes de atraer a Lawrence al proyecto.
Algunas fuentes cercanas a la producción dijeron que la historia de espionaje basada en la vida real ha atraído el interés de estudios como Fox 2000, Warner Bros., Paramount y Annapurna, pero finalmente Sony Pictures ha asumido el reto.
La productora espera encontrar pronto un director adecuado con la esperanza de estrenar la película a finales de 2017, dependiendo de cómo vaya todo.
La edición digital destaca cómo la Isla se ha convertido en foco filmográfico tras el acercamiento diplomático entre La Habana y Washington. La saga Fast & Furious comunicó hace poco su interés de rodar en Cuba. Ya lo han hecho Conan y House of Lies.